ofertas colchones  
 
 
 

Ir a Venta de colchones

 

 
 

Comprar un colchon hinchable

A veces parece que tu casa se hace chica para recibir invitados o para que se quede alguna visita a dormir, faltan camas y acomodar a uno o dos más, puede ser un verdadero problema. Tal vez tengamos en algún lugar un colchón viejo para tirar sobre el suelo, pero seguramente al sacarlo va estar bien empolvado y medio desvencijado, y hasta un poco de desconfianza te debe dar tirarlo al piso, además los colchones viejos siempre están llenos de manchas, es decir, casi, casi impresentable como para poner a un amigo, familiar, o visitante, (cualquiera sea el título que tenga el convidado a dormir), el asunto es, que es casi “poco saludable” ponerlo a dormir en el viejo colchón. Es en estos casos, cuando comprar Colchones Hinchables puede ser una buena solución.

El Colchón Hinchable y sus usos

comprar-colchon-hinchable-pescaPrimero que todo debemos aclarar que colchón Hinchable y colchón inflable son el mismo producto. En España comprar colchones Hinchables se ha vuelto una tendencia muy de moda en el último tiempo, allá y muchos lugares del mundo las viviendas se construyen cada vez más pequeñas, los departamentos con espacios cada vez más acotados, y a su vez las habitaciones con ambientes más mínimos, entonces un colchón hinchable por sus características de ser súper cómodo, fácil de inflar y desinflar, y además su peso extra liviano lo hacen merecedor de toda la confianza a la hora de pernoctar y no tener que hacerse mayores problemas con el espacio. Además, una vez usado, el colchón se desinfla y puede volver a su envase y a guardarlo sin mayor dificultad dentro del closet o en algún pequeño espacio.

Los colchones hinchables fueron muy promocionados en su momento a través de la televisión, en principio los vendían alcanzando hasta los 200 euros, actualmente es posible conseguir un colchón inflable por 50 euros. Estos los hizo muy asequibles y son muchos los hogares que cuentan con uno. Se ha convertido en un objeto que ¨hay que tener¨.

Por otro lado, los colchones hinchables han sido usados desde hace años por los fanáticos de la pesca, personas deportistas y relajadas que para practicar su principal hobby se van por varios días de su casa y acampan. Y para dormir nada más practico que un colchón hinchable. Estos amantes de la pesca contaban con todo el set de camping que casi siempre compraban en negocios especializados del ramo, es decir, una casa expendedora de productos para camping. Pues bien, esa costumbre es ya cuento pasado. Los actuales colchones inflables se venden en muchos puntos y no son exclusivos de casas deportivas o de camping.

Lo principal en un colchón inflable, es que el plástico del que está hecho debe ser de muy buena calidad, de este modo se asegura un buen servicio. Justamente, los actuales colchones inflables vienen en plástico muy resistente y desde la cabecera a los pies esta recubierto por una suave felpa, que lo hace mucho más cómodo y tibio. Además traen adosado un inflador, es a través de este pequeño aparato que los usuarios pueden dotar a su colchón de mayor o menor volumen, todo depende del gusto de la persona que lo va a usar.

Comprar colchones inflables también puede ser una buena inversión para contar con un colchón extra en casa, tal y como hicimos mención en un principio, siempre es bueno tener colchones de reserva en caso de tener invitados o alguna visita inoportuna. Entonces el colchón inflable servirá de cama supletoria, superando el problema de tener que prestar o compartir las camas.

Comprar colchones inflables puede ser de lo más fácil siempre y cuando, cuentes con la información necesaria para saber que comprar. Además, no olvides que al comprar debes elegir uno de muy buena calidad. Y exigir al vendedor una garantía que incluya devolución o cambio en caso de que no quedar satisfecho con la compra. Ya que muchas veces se hace una publicidad muy engañosa de estos productos. Por ejemplo, no es bueno comprar colchones hinchables en ofertas a precios muy bajos.comprar-colchon-hinchable

Las ofertas de camas hinchables generalmente ofrecen lo siguiente: Una cama matrimonial, un inflador eléctrico con diferentes boquillas, más un kit para arreglar posibles pinchazos (en esta clase de ofertas también puede cambiarse la cama matrimonial por una cama hinchable de una plaza). Al comprar colchones inflables, notarás que estos traen incorporados un tapón o rosca negra por donde introducir el inflador eléctrico, que se puede enchufar a la pared. El proceso de inflado del colchón suele ser muy rápido, pero puede resultar ultra ruidoso. Siempre podrás preguntar al vendedor las opciones de inflado al comprar colchones inflables. Respecto al kit de reparaciones, en él encontrarás pegamento y trozo de la misma goma del colchón con un aplicador. Para evitar accidentes, es necesario mantener alejado del colchón inflable: instrumentos punzantes y evitar fósforos y cigarros.